Matthews Jr. trae herramientas

Matthews Jr. trae herramientas

La oportunidad de firmar a un jardinero central de primera no era algo que se le iba a escapar de las manos al vice-Presidente y Gerente General de los Angels Bill Stoneman.

Para un equipo como el de los Angels, que al comenzar el período de contratar a los más codiciados agentes libres del mercado, hicieron serias ofertas al dinámico jardinero y segunda base Alfonso Soriano (Cubs), y al poderoso tercera base Aramis Ramírez (Cubs), era importante el mantenerse activos para mejorar várias facetas. Una de las facetas que más dejó que desear la temporada pasada fue la muy importante, llamada: defensa.

En el 2006, los Angels no jugaron a un nivel aceptable para el tipo de pitcheo que poseían (y todavía poseen), y la alta cantidad de errores afectó a los lanzadores y eventualmente al bateo. Para comenzar las contrataciones de invierno, se concentran en reforzar la reconocida "línea central", y han firmado al estelár jardinero central Gary Matthews Jr., quien la campaña pasada se convirtió en "Todo Estrella", al completar uno de los años más redondeados en todas las Grandes Ligas.

Entre los jardineros centrales, tuvo el mejor porcentaje de bateo (.313), delante del superestrella de Toronto Vernon Wells (.303), una indicación de su madurez y su ascenso, donde se va convirtiendo en uno de los jugadores que más ha progresado en las últimas tres temporadas. Cuando de defensa se habla, Matthews Jr., en la opinión de un servidor, logró hacer la atrapada más sobresaliente de todo el año. Corriendo a toda máquina hacia atrás en el espacioso jardín central del estadio Ameriquest de Arlington, saltó de espaldas al homeplate, extendió su guante sobre la pared y le robó un cuadrangular al bateador de los Astros Mike Lamb...totalmente asombrosa jugada.

"La jugada me sorprendió a mí mismo, y toda la semana muchas personas me llamaron y la pude ver en muchas estaciones de televisión. Recuerdo bien el lanzamiento, que se quedó alto, y de ahí anticipé que tendría que comenzar corriendo hacia atrás", comentó Matthews, dando indicios de sus grandes instintos como jugador, con ese comentario.

El haber firmado con los Angels lo hace sentir como que ha regresado a casa, "ya que aquí en Los Angeles vive mi hijo pequeño y aquí pasé mucho tiempo en mi juventud. Pude haber firmado en otros lugares hasta por más dinero, pero hablando con mi padre (Gary Matthews), lo que más influyó a la decisión fue la oportunidad de ganar.

Esta organización ha estado en ascenso, ganaron título mundial hace poco, y como jugador visitante con Texas, uno siempre sentía el calor de los fanáticos a los Angels, el ambiente de un estadio, prácticamente lleno todas las noches...y eso me atrajo aún más".

El hijo del "sargento", como se le conoció a su padre, trae al equipo de los Angels una energía contagiosa, así como la que poseía su padre como jugador sobresaliente con los Gigantes, Phillies, Cubs, Marineros y Bravos. Esa energía, a la par con su velocidad y ese entusiasmo por el juego que conoce desde que llegó al mundo, combinado con el estilo agresivo en las bases del manager Mike Scioscia, se va a transformar en otro elemento de amenaza para la oposición. La habilidad de batear a las dos manos, también le provee al dirigente Scioscia una opción que puede utilizar en la parte alta de la alineación y también en el medio de la misma.

Ha llegado un tremendo atleta al jardín central del Angel Stadium, un verdadero profesional, y un apreciador de usted, el fanático...disfrute y prepare las cámaras.